Selecciona una página

Etiquetas para mermelada casera de higo

SEPTIEMBRE, 2017

Alicia Sánchez

Diseñadora gráfica y fotógrafa.

Me apasiona la ilustración y todo lo que tenga que ver con mancharme las manos.

¿Qué mejor momento para preparar una dulcísima mermelada de higos de tu jardín? En este post te enseñaré realizar un sencillo packaging y las etiquetas de una confitura. Además, aprenderás lo fácil que es hacer una deliciosa mermelada casera. En mi caso la he hecho de higo, pero tú puedes elegir la fruta que quieras.  ¿Ya tienes ganas de probarla? ¡Arrancamos!

Esta es la oportunidad perfecta para aprovechar las frutas de temporada y evitar que se estropeen en la nevera. Al igual que hacemos con el tomate o los pimientos, podemos embotar en forma de mermelada, todos estos alimentos que salen de nuestras huertas y que en ocasiones tenemos en exceso.

Por ello, hoy me he propuesto hacer mermelada de higos maduros y además decorar los botes con unas bonitas etiquetas que nos servirán durante años. En mi caso, he utilizado un higo verde pero estoy segura de que quedará una mermelada deliciosa usando cualquier variedad.

SEPTIEMBRE, 2017

Alicia Sánchez

Diseñadora gráfica y fotógrafa.

Me apasiona la ilustración y todo lo que tenga que ver con mancharme las manos.

PREPARACIÓN

  1. Pela los higos (es mejor que estén maduros), trocéalos, y añádelos a un cazo con el azúcar y el limón.
  2. Deja cocer a fuego medio durante 30’ aprox. (irás viendo si necesita unos minutos más de cocción).
  3. Si ves que no se deshacen del todo y no te gustan los tropezones, puedes triturarlos con la batidora para que la mezcla sea más homogéneo.
¡Voilá, mermelada hecha!

“Inmejorable manera de aprovechar la fruta de temporada y realizar unas bonitas etiquetas que le darán un toque rústico a tu cocina”

Para que la confitura se conserve durante meses es necesario hervir los botes. Sin embargo, yo tendré que consumirla en un par de semanas puesto que no hice este procedimiento. Si quieres saber cómo se realiza esta técnica, puedes ver este enlace.

Ahora llega lo más emocionante. Nos ponemos manos a la obra para dibujar, pintar y hacer unas maravillosas etiquetas:

CREAR ETIQUETAS Y DECORAR LOS BOTES DE MERMELADA

Los pasos que vamos a seguir son:

  1. Dibujar un boceto de la etiqueta.
  2. Pintar el dibujo (en mi caso con acuarela).
  3. Escanearlo y retocar colores (Photoshop).
  4. Crear la etiqueta en Illustrator.
  5. Imprimir sobre pegatina y recortar.
  6. Detalles finales.

1. Dibujar un boceto de la etiqueta.

Primero debemos bocetar nuestra idea. Saber qué elementos queremos que aparezcan, su disposición y tamaño son el primer paso que marcará nuestra línea de trabajo. En mi caso dibujé una etiqueta ovalada y sobre ella una cinta horizontal. Dentro de la cinta coloqué la palabra higo para hacerla resaltar frente al resto. A la derecha coloqué el dibujo de unos higos que refuerza el mensaje.

De esta forma esquemática y sencilla ya tenemos una idea global de cómo quedará el formato de nuestra pegatina.

2. Pintar el dibujo.

Para dibujar los higos me basé en una fotografía de internet. Puedes hacer lo mismo o utilizar higos reales para ello. A continuación pinté los higos con acuarela ya que es una técnica que me encanta y le da un toque muy delicado y handmade. Sin embargo, puedes utilizar la técnica con la que te sientas más cómoda o te desenvuelvas mejor.

Materiales utilizados:

El proceso fue el siguiente:

Dibujé los higos a lápiz, enmascaré las zonas de luz y fui pintando por capas, desde las más claras a las más oscuras. Por último utilicé el rotulador para realizar unas pequeñas líneas de contraste en el objeto.

3. Escanear y retocar colores (Photoshop).

El siguiente paso consiste en escanear el dibujo resultante. Recuerda escanear tus ilustraciones a 300ppp para que mantengan su calidad. Seguidamente eliminé el fondo blanco de nuestro dibujo con ayuda de Photoshop. Para ello con la herramienta de selección contorneé el higo y borré el papel blanco. Además con las herramientas de ajustes realcé los colores para darles más viveza. Finalmente se guarda la imagen en formato .png sin fondo.

4. Crear la etiqueta en Illustrator.

¡Ahora comienza la magia!

Antes de abrir Illustrator escaneé el boceto que hicimos en el punto 1. Coloqué en una capa fondo el boceto para tener una referencia al dibujar sobre él. Primero creé el óvalo del fondo, a continuación con ayuda de la Pluma fui realizando el dibujo de la cinta y finalmente añadí la tipografía y la imagen de los higos (imagen en .png creada en el punto 3.).

Las tipografías utilizadas fueron las siguientes:

 Amatic Bold

Dragon is coming

 

TRUCO

Te preguntarás, ¿cómo elijo los colores de mi etiqueta? Para ello yo utilizo un truco muy sencillo y efectivo. Con la ayuda de la herramienta cuentagotas, selecciona muestras de color de la imagen .png del higo. Colorea los demás elementos de la composición con estas muestras. De esta forma usarás colores de la misma paleta y te quedará un diseño elegante y atractivo.

5. Imprimir sobre pegatina y recortar.

Ya tenemos nuestra etiqueta lista, pero… ¿a qué tamaño se va a imprimir? Yo al realizar el diseño no he utilizado ningún tamaño específico por lo que ahora tengo que escalar mi dibujo. ¿Cómo lo hago?

Primero medimos el alto máximo del bote. Por consiguiente, el alto de la etiqueta siempre será menor a ese tamaño. Ahora, con ayuda de la herramienta transformación, reducimos el tamaño de nuestra etiqueta.

El último paso es colocar en la impresora una hoja de pegatina (compradas en cualquier bazar) e imprimirlas. Yo para ahorrar en hojas he duplicado varias veces la etiqueta para poder usarlas en un montón de botes.

ADVERTENCIA: ¡Antes de recortar espera a que se seque bien la tinta!

Ahora con paciencia y amor recortamos las etiquetas con una tijera con puntas. Finalmente escribimos la fecha y las colocamos. Asegúrate de que el exterior de los botes estén limpios y secos.

6. Detalles finales.

Si ya quieres ser la repera (o en este caso la rehigo 😜) con tus botes de mermelada, puedes utilizar retales de tela que tengas por casa y cintas de colores para decorarlos. Yo he utilizado un retal de la cortina de mi salón y cuerda de yute que tenía por casa.

Piensa que estos detalles finales son los que marcan la diferencia. Verás como el resultado es espectacular.

¡Y aquí podéis ver el resultado final!

Conclusiones:

Has podido comprobar que con un poco de tiempo y dedicación puedes realizar increíbles etiquetas personalizadas. Estos bonitos detalles darán un toque muy chulo a tu cocina.

Espero que hayas disfrutado y te animo a realizar otras etiquetas y contarme tu experiencia. ¿Te ha resultado difícil? ¿Qué tal está la mermelada? ¿No te parece un detalle muy original para regalar?

Si no tienes tiempo de diseñar etiquetas, aquí te dejo el archivo para imprimir que realicé. Tiene varios tamaños para que se ajusten a todos tu botes.

¡Que lo disfrutes!